Se trata de una iglesia barroca, aunque la fachada principal, que da a la plaza del Salvador, tiene una influencia manierista. En su interior es como un gran salón rectangular donde hay pilares con columnas endosadas que sostienen bóbedas a gran altura. Es la única iglesia de la región con estas características. En la cabecera de la nave central las columnas tienen una tracería en la que se incluyen símbolos eucarísticos, castillos y leones. También tienen los capiteles dorados. La cúpula es de de tambor y tiene una planta octogonal. La base tiene ventalanes y está coronada por una literna.

Su construcción, tal y como la vemos hoy, dio comienzo en 1674 por el Arquitecto Esteban García y finalizó en 1712 por el arquitecto Diego Antonio Díaz, tras la importante intervención en ella de Leonardo de Figueroa, del cual es obra el actual cuerpo de campanas.

Fue levantada sobre los restos de la mezquita de Ibn Adabbas, la primera mezquita mayor de la Isbilya califal (siglo IX) bajo el reinado de Abd-Rahmani, y conocida por el nombre de su fundador, el príncipe Hohammad Bem-Abbad Al Motamid-Al-Cajim, perteneciente a la dinastía abasida que se convirtió en protector de las letras y ciencias de su tiempo.

Aún se conserva parte de su patio de oración (sahn) Patio de Abluciones y lo que era la base de la torre. Curiosamente el nivel del suelo del patio no concuerda con el resto al estar mas elevado, quedando semienterradas las columnas, y los arcos del claustro apenas un metro de altura. También pueden apreciarse resquicios de la época romana y visigoda.

En su interior, de estilo Barroco sevillano, se exponen esculturas y pinturas de artitas locales famosos como el cuadro de San Cristóbal de Martínez Montañés que data del 1597. También figuran esculturas de Juan de Mesa, El Cristo del Amor, realizado entre 1680 y 1620, situado en un retablo moderno en la cabecera de la nave de la derecha, así como Jesús de la Pasión también de Martines Montañés, tallado entre 1610 y 1615, cobijado en un espléndido altar de plata. No podemos olvidar el Retablo Mayor elaborado entre 1770 y 1779 por Cayetano Acosta, siendo una de las obras mas representativas del barroco sevillano. Otro retablo, el de la Virgen de las Aguas, acoge una figura de esta Virgen que data del siglo XIII, modificada en el siglo XVII, época en la que se le agregó el niño que sostiene.

La estructura del edificio está compuesta por tres naves, la cruz principal está cubierta por bóvedas de medio cañón y tramos artísticos. Una gran cúpula figura sobre el crucero sobre tambor poligonal y rematada por una linterna. La fachada principal está compuesta por tres portadas, correspondientes a cada nave, siendo la central la mas alta. El conjunto de portadas fueron terminadas a principio del siglo XIX, y su estilo sigue los modelos del renacentismo italiano.

Tras las restauraciones realizas desde el año 2003, se espera abrir el templo al culto el 3 de marzo de 2008. El edificio pasaría de ser parroquia a ser el segundo templo del arzobispado. El delegado episcopal para la restauración del templo es Juan Garrido de Mesa, y el arquitecto conservador del templo Fernando Mendoza.

Los fondos obtenidos son:

Ministerio de Cultura, 5.000.000 de euros.

Andalucía:

Arzobispado de Sevilla, 3.000.000 euros hasta 2008

Junta de Andalucía, 901.518 euros hasta 2008

Gerencia de Urbanismo, 769.658'53 euros

Donantes, 527.825'87 euros

Caixa Galicia, 258.860'97 euros

Caja Sur, 240.000 euros

Sevilla Endesa, 216.016'51 euros

Fundación El Monte, 93.000 euros

Caja Rural del Sur, 63.795'33 euros

Forja XXI, indeterminado

edlo_elsalvador-01_Sevilla.jpg edlo_elsalvador-02_Sevilla.jpg edlo_elsalvador-03_Sevilla.jpg edlo_elsalvador-04_Sevilla.jpg
edlo_elsalvador-05_Sevilla.jpg edlo_elsalvador-06_Sevilla.jpg edlo_elsalvador-07_Sevilla.jpg edlo_elsalvador-08_Sevilla.jpg

~

↑ arriba

edlo.es