El Giraldillo

La Giralda de Sevilla está coronada por la escultura popularmente conocida como Giraldillo y erróneamente llamada Santa Juana, pero su nombre real es Triunfo o Coloso, relativo a la Fe victoriosa.

Cervantes en su obra más famosa la define como"...aquella giganta de Sevilla... tan valiente y fuerte como hecha de bronce...

Fue realizada por Bartolomé Morel entre 1566 y 1568 fundiéndola en cobre. Utilizó un modelo de Juan Bautista Vázquez, al parecer siguiendo un dibujo del pintor Luis de Vargas. Otras fuentes citan a Diego de Pesquera (aunque en esa época se encontrara en Granada). Probablemente se trata de la escultura de bronce más importante del Renacimiento. El Giraldillo presenta una mujer con túnica, en una mano sujeta una palma y en la otra un escudo guerrero, inspirada en una Palas o Minerva. Es por tanto, una versión cristianizada de una imagen pagana.

Fue restaurado en 1997 con un coste de 600.000 euros, siendo sustituido mientras tanto por una copia de bronce en cuya realización intervinieron José Antonio Márquez y el prestigioso escultor sevillano Francisco Parra, quien hizo una réplica para el restaurante El Giraldillo situado frente la Catedral y que se exhibe como rótulo del establecimiento.

La figura mide más de 3,5 metros de altura y pesa 128 kilos. Realmente es una veleta y representa la Fe, el triunfo del cristianismo sobre el mundo musulmán, culminando así las reformas arquitectónicas renacentistas que sufrió el minarete. Precisamente esta capacidad de girar según la dirección del viento hizo que se denominase a la figura como Giralda originalmente, llamándose Giraldillo cuando el nombre de Giralda pasó a hacer referencia a la famosa torre.

La copia sustituida por la original una vez restaurada se puede visitar en una de las puertas de la Catedral frente al Archivo de Indias

Existe también una giraldilla en suelo cubano, realizada en 1632 por Jerónimo González y que corona la torre del campanario del castillo de la Real Fuerza en La Habana. Esta giraldilla representa a doña Inés de Bobadilla, esposa de Hernando de Soto, que exploró la Florida y fue la primera gobernadora de la isla.

~

↑ arriba

edlo.es