Habla Andaluza

Les presento aquí, un texto captado de la red que es un significativo ejemplo de lo que es una tranformación del idioma hablado según la región o comunidad que se trate. Este es un hecho que ocurre en Andalucia, que a su vez presenta distintas variantes a lo largo de su geografia. Esta forma que sigue de presentarse el habla andaluza quizás sea la mas extendida.

Este articulo fue concebido hace unos años. Entonces no existian las redes sociales tal como las conocemos hoy dia. El medio utilizado era el IRC (Internet Relay Chat), sistema de conversación en tiempo real entre dispositivos (redes entre ordenadores por Internet).

El IRC es un medio de comunicación híbrido ya que, si bien se usa la escritura como soporte, su carácter de inmediatez le confiere la vivacidad propia del lenguaje hablado, eliminando de ella signos ortográficos que no influyen en la comunicación oral. Así, es habitual no escribir tildes, interrogaciones o admiraciones iniciales, usándolas repetidas veces al final para enfatizar la expresión. Es uso común además no usar las mayúsculas, cambiar algunas consonantes (k por qu) y uso de contracciones. En este terreno entraría también la utilización de esas caritas para expresar estados de ánimo que algún catedrático de esto llamó "emoticones" (por inventar ese nombre ya se merece el Nobel al mal gusto).

Pero quiero centrarme más en el uso de una de las distintas lenguas vernáculas usadas en el IRC, práctica totalmente recomendable siguiendo las últimas directrices lingüísticas que aconsejan potenciar y cultivar las hablas locales como algo propio de nuestra idiosincrasia.

Independientemente de los cientos de términos ingleses que impregnan toda nuestra cultura actual y del noruego que estamos aprendiendo a marchas forzadas para ganar en el trivial, las distintas lenguas hispanas se usan con diferente asiduidad, no resultando extraño ver cómo se parla catalá, se fala galego y cada vez más, se jabla andalú. Como quiera que esta última no está suficientemente normalizada (y sobre todo para ver si me entienden cuando hablo en el canal) es por lo que me decidí a elaborar esta pequeña guía, explicando algunos de los rasgos más característicos del habla del sur.

La principal característica es la pérdida de la "s" final de sílaba o de palabra, siendo sustituida por una ligera aspiración que, en el lenguaje escrito simbolizaremos con la letra "h". Así, diremos: Trenzah eh la jefa del canal. A ver si ehto le guhta y no me lo censura. Lo mihmo podemoh decir de la "x", diciendo Cohme eh un ehperto pehcador. Sin embargo, la "x" precediendo a una vocal se convierte en "s":

Musho ésito no tiene, pero eh un esagerado.

Se realizan abundanteh contraccioneh: Via (voy a) darme una vuelta pol (por el) barrio con el Popeh pa (para) ver si noh hacemoh una farmacia que ma (me he) quedado sin billeteh.

La "d" intervocálica desaparece y decimoh: Ya he comío, ma lavao, he meao, ma peío y he cagao (ma queao en la gloria, hohtia).

Otra caracteríhtica, aunque no eh propia de toa Andalucía eh el seseo, consihtente en pronunciar el fonema linguodental /z/ como el alveolar /s/: Seb hase un taco de tiempo que ehta desaparesío.

No hay dihtinsión entre la "ll" y la "y", pronunsiándose siempre ehta última (yeíhmo): Guiye siempre de cotiyeo. Yega tarde porque no dejan de yamarlo pol privao.

En la mayoría de lah palabrah se ahpira la "h" inisial, eh desir, se pronunsia una "j" suave: Cohme nunca se quea jarto y toah lah nocheh se chupa un litro yogurt pa aplacar la jambre.

La silaba "hue" se convierte en "gue" (se omite la diéresih porque ya habíamoh queao en eliminar signoh de puntuasión innesesarioh): Derianna ta mu guena. A mí me guhta un guevo.

El grupo "ch" pierde su carácter africado, convirtiéndose en fricativo: Esa shavala tiene unoh lindoh peshoh y un presioso sho-sho (eh un tipo de perro).

Algunah consonanteh son asimilah por otra consonante ahyasente: _tuareg_  se abre pal Caribe en buhca duna novia, sinno del carátter de ehte shico.

También se ohserva el fenómeno de supresión de mushah consonanteh finaleh, prinsipamente la "r" de loh infinitivoh: A ve cuando sacaba ehto, que ya tengo ganah de conettá pa shateá un rato, leé el mailero y bajá algunah afotoh guarrah. En ehtoh casoh eh conveniente utilisá lah tildeh pa evitá la confusión con otrah formah verbaleh.

Se suele produsí la elisión de algunah sílabah inisialeh átonah: Ya toy jarto. Taluego. Via dehcansá y tonseh seguiré.

En cuanto al lésico, sería mu prolijo hasé un análisih esauhtivo. Como ejemplo, señalá que se emplean algunoh localihmoh como "atacarse" (abroshá, ajuhtá una prenda de vehtí): Margo, atácate la blusa que vieneh dehtrosá del privao; algunoh términoh importaoh del caló gitano: Con la pañí (yuvia intensa) que taba cayendo, me para la pehtañí (guardia siví) y el gashó (hombre, generalmente esaborío) me endiña cuatromí duroh seguro que pa gahtarseloh en gashíh (mujé, generalmente guena); sin olviá ehpresioneh tomáh de la jerga cayejera: A shupala, que ya sacaba.

Capítulo aparte meresería el insurto que, en andalú casi nunca tiene lah mihmah connotasioneh peyorativah que en cahteyano. Cuando se le dise a alguien hioputa, raramente dudamoh de la morá de su progenitora. Aún mah, eh mu habituá el uso del insurto con sentío incluso cariñoso: Cabronaso

Gueno, ehpero que ehtoh breveh apunteh oh sirvan pa manejaroh pol proseloso mundo del ierresé, ehpesiamente si suh encontraih conmigo en #la_zucurzal (por mí labría yamao #la_sucursá, pero no me dejaron). Y como toy seguro que nehta primera entrega se me olvían algunah cosah, poh no teneih mah que desímelo pa incluílah en lah prósimah revisioneh de ehte tratao.

Pa terminá un consejo. La mejo manera de entendé el andalú eh pronunsialo en vo alta, pero teniendo cuidao de que no noh ehcushe nadie, no vayan a mirannoh como gilipoyah que le hablamoh al ordenadó (algunoh hatta lo abrasamoh y le damoh besoh).

~

edlo.es